sábado, mayo 10, 2008

Aquella tarde del 95 en Upton Park

En el fin de semana donde se decide la Premier League, la prensa inglesa recorre los archivos para encontrar una cita parecida a la que se va a vivir este domingo. El Manchester United y el Chelsea están empatados a puntos y el United depende de sí mismo para conseguir un nuevo título doméstico. En los últimos veinte años ha habido cuatro finales de liga en los que el campeonato se ha decidido en la última jornada aunque el más dramático y especial se vivió el 14 de mayo de 1995 cuando Blackburn y Manchester se jugaban la liga en la última jornada. Después de una espectacular Premier, el Blackburn de Shearer viajaba a Anfield con dos puntos de ventaja sobre el United de Ferguson que tenía que viajar a Londres para enfrentarse al West Ham. Muchos creían que el Liverpool no iba a hacer mucho por ganar aunque debía asegurarse su plaza para la Copa de la UEFA.


Ambos fallaron
Bajo un sol radiante tanto en Anfield como en Londres, ambos equipos arrancaron el partido de forma muy distinta. El Blackburn acariciaba el título en el minuto 20 cuando Shearer adelantó a su equipo y veían como el United perdía desde el minuto 30 en Upton Park con un gol del Hughes del West Ham. El Manchester llegó a este final después de una temporada marcada por la sanción a Cantona después de liarse a puñetazos con un hincha del Crystal Palace en Enero del 95. El Blackburn fue mejor durante todo el año y merecía el título aunque su último tramo de temporada no fue muy bueno. Ferguson alineó a McClair y Hughes ante el West Ham sentando en el banquillo al fichaje estrella, Andy Cole. El ex del Newcastle salió en la segunda parte. Una segunda mitad que dio para todo y que empezó con un gol de McClair en el 52 y otro del Liverpool en el 64. Al Manchester le bastaba con marcar otro más si las cosas seguían así pero el portero del West Ham hizo el partido de su vida.
Un portero llamado Miklosko
Miklosko lo paró todo. El Blackburn sufría en Anfield mientras que Ferguson metía a los centrales como delanteros centro en busca del gol desesperadamente. Aquella tarde el United lanzo tantos tiros a puerta que nadie entiende hoy como se le pudo escapar esa liga. Andy Cole fue el gran protagonista por sus errores y tardó en reponerse de aquel drama. El Blackburn acabó perdiendo en Anfield pero el United no supo aprovecharlo. Hoy, la situación es algo distinta ya que tanto Chelsea como Manchester tienen, a priori, duelos más asequibles que los de entonces. Sin embargo, en un Super Sunday todo es posible.

11 comentarios:

diego m. dijo...

me parece que va a ser una definicion apretada pero se va a quedar con el triunfo el manchester y se tomara revancha el chelsea en la champions league y asi estaran todos contentos

Alvaro Calleja dijo...

Pienso igual que Diego, Liga para el Manchester y Champions para el Chelsea.

Anónimo dijo...

Anda, yo creía que iban a dar los dos partidos a la vez, no Tele-Ferdinand...

ulster scot dijo...

No, esas cosas sólo las hacen en La Sexta para espectadores retrasados como usted.

Anónimo dijo...

Ah, me alegro de que le haya gustado el plano fijo de Ferdinand. ¿Se ha masturbado usted a gusto con él, no?

Anónimo dijo...

Ya que no me contesta, me permito insultarle:

ES USTED UN PAYASO SUBNORMAL

Rodrigo Marciel dijo...

@ todos

los insultos sobran

Riikii dijo...

Intercambio de links?

Pasate por mi blog para contestar porfavor.


Saludos

gonzalo dijo...

Rodrigo, es el momento de hacer un artículo de la SPL, que aún no está decidida y está muy emocionante.

Saludos

ulster scot dijo...

Sr. Gonzalo, la liga podría haber estado decidida hace mucho tiempo si no fuera por el odio que siente la SFA por el Rangers como institución probritánica. Que se jodan, no podrán echarnos de Escocia y eso les duele.

Saludos amiguitos.

jaume dijo...

pero la liga pese a lo que tu digas ( que tampoco es verdad lo que tu dices ) sigue estrando emocionante, que es a lo que se refiere gonzalo.

Saludos